Pese a todo lo que se podría escribir al respecto, no hay una fórmula única para crear un proceso exitoso de venta.

Hay sin embargo algunas guías y recomendaciones que se pueden tomar para imitar los aspectos relevantes y erigir una estrategia única.

Parte de ese camino, según se relata en el blog del software Pipedrive, es mostrar una propuesta de valor, ejecutar una compra y convertir a esas personas.

Eso es lo que en este negocio se conoce como “embudo de ventas”, un proceso por el que debe pasar un prospecto hasta transformarlo en un cliente.

Estas etapas tienen unas actividades definidas realizadas por el personal de ventas, como reuniones, llamadas en frío, muestras o exhibición de productos, entre otros. La idea tras esto es aumentar el flujo de clientes nuevos para así incrementar las ganancias de una forma constante y predecible.

Consejos para crear un proceso de venta exitoso

1. Definir metas de venta y generación de prospectos. Definir qué se quiere lograr es el primer paso para comenzar en esta larga escalerilla hasta el éxito.

Esto se traduce en ver cuánto se ha vendido hasta la fecha y de saber estimar qué se necesita para seguir creciendo o al menos a mejorar el rendimiento en ese proceso.

2. Establecer estrategias para generar prospectos. Si ya de entrada existe una necesidad por tener posibles clientes debe ir además con un plan para alcanzar el número deseado. Esto se puede lograr a través de exposiciones, telemarketing en frío, publicidad en medios o redes sociales, anuncios panorámicos, entre otros.

Además es necesario buscar constantemente la mejor manera de proyectarse dentro de la industria de manera eficiente. En este aspecto se requiere medir resultados y analizar para redirigir estrategias.

3. Definir los pasos del proceso de la venta. El proceso en sí debe tener definidos y sin inconvenientes una serie de pasos que lleven finalmente a la decisión de compra.

La intención de esto es lograr confianza identificando las necesidades y áreas de interés además de conocer el presupuesto e intención de compra.

4. Mantener la base de datos de prospectos y clientes actualizada. No solo es necesario tener una data sino una organización de ella impecable donde se pueda explorar sin problemas para priorizar visitas y esfuerzo.

Esta información debe ser propiedad de la empresa y no alterarse aun cuando el vendedor se retire definitivamente de ella.

5. Utilizar una herramienta visual que sea fácil de actualizar. Darle seguimiento a la cartera de clientes y además organizar la agenda debe ser de fácil comprensión visual y de actualizar.

Es justo en este último apartado en el que nos especializamos en Cynersis Chile a través de hardware y software especializado para ello.